• Especialista en biopolímeros para envasados resaltó la importancia de las biopelículas biodegradables.

(Miércoles 18 de julio del 2018).-  A fin de promover la investigación en la industria alimentaria, el Círculo de Investigación en Frutas y Hortalizas, en coordinación con la Unidad de Investigación de la Facultad de Industrias Alimentarias de la Universidad Nacional Agraria La Molina, organizó la conferencia “Síntesis, Caracterización y Aplicaciones de Biopelículas en la Industria Alimentaria”, con la ponencia de la Ph.D. Sandra Acosta Dávila, de la Escuela Superior Politécnica del Litoral (ESPOL) del Ecuador.

El evento se dio por inaugurado con las palabras del Ph.D. Fernando Vargas Delgado, decano de la Facultad de Industrias Alimentarias. “Tenemos el honor de contar con una ponente de primer nivel en el tema de biopelículas, un tema muy importante que todavía en el Perú no se ha desarrollado mucho pero que tiene mucho futuro. En ese sentido, en la UNALM creemos importante darle el impulso a este tema”, destacó Vargas.

Sandra Acosta, quien es Química Farmacéutica de profesión, con maestría y doctorado en Ciencia, Tecnología y Gestión Alimentaria,  inicio su ponencia destacando que gracias a la conformación de un Grupo de Investigación sobre caracterización en biopelículas  biodegradables durante sus estudios de posgrado, lograron resultados respecto a su aplicación en envases o como recubrimiento para frutas.

“El fundamento de trabajar con algo biodegradable es disminuir el uso de compuestos químicos que no son renovables. Todos sabemos que el plástico viene a partir del petróleo que no es una fuente renovable desde el punto de vista en que tarda varios años en romperse su composición para hacerse más pequeña y menos pesada para poder regresar al medio ambiente, entonces los biodegradables están siendo una opción”, señaló Acosta, quien agregó que lo interesante de los biodegradables compostables, el cual  utilizó en su investigación, es que regresan a la naturaleza sin el más mínimo impacto con respecto al ambiente.

Entre los trabajos de investigación presentados están: “Incorporación de un éster de ácido graso dentro de un película biodegradable”, “Evaluación del comportamiento de aceites esenciales aplicados al tomatillo”, entre otros.

“Los estudiantes de pre-grado están en la capacidad de hacer este tipo de trabajos. Pueden hacerlos en un tiempo aproximado de cinco meses, que fue el tiempo que tardamos nosotros en entregar los resultados y hacer una publicación integra”, comentó la especialista en biopolímeros para envasados.

La FIAL agradece la gestión de la presidenta del Círculo de Investigación en Frutas y Hortalizas de la Facultad de Industrias Alimentarias (CIFHFIA), Alejandra Cuba, y de todos sus integrantes por la organización de este importante evento en favor del intercambio de conocimiento en la industria alimentaria.

Síguenos:

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *